Abuelas de Plaza de Mayo inauguró su nueva sede

Abuelas de Plaza de Mayo inauguró su nueva sede

Este miércoles, el gobernador Juan Schiaretti acompañó a Sonia Torres en la inauguración de la nueva sede de Abuelas de Plaza de Mayo filial Córdoba. El inmueble está ubicado en la calle Rivadavia N°77, en pleno centro de la ciudad de Córdoba. 

«Hoy es un día histórico para Córdoba porque Abuelas de Plaza de Mayo tiene por fin sede propia. Esta sede tenía que estar cerca del Centro, porque a la gente que pasa y que está pensando en su identidad le es más fácil entrarTambién tiene que ser un lugar que les permita estar tranquilos a quienes viven con el drama de tener dudas sobre su identidad«, dijo el gobernador al comienzo de su discurso.

Y remarcó la importancia de «terminar la digitalización de todas las actas de nacimiento, que se va a concluir en marzo del año que viene y que es un trabajo conjunto de Abuelas, la Universidad y el Estado«. Recordemos que en septiembre se rubricó el convenio de renovación de los trabajos del programa de digitalización de actas de nacimiento por la identidad.

Una nueva sede para las Abuelas

La concreción de este anhelo se dio a partir de un pedido de la titular de Abuelas Córdoba al gobernador para contar con sede propia. Schiaretti accedió a la solicitud con el envío de un proyecto de ley que dispuso la donación del inmueble a la organización. En marzo pasado, durante la Semana de la Memoria, la Legislatura provincial sancionó la Ley 10.803

A su turno, Sonia Torres indicó: «Estoy emocionada por el regalo, es un sueño cumplido. Esta casa será nuestro lugar de trabajo y el espacio renovado para que se manifiesten ideas, acciones y esperanzas, y para lograr tan deseados encuentros«.

Torres relató el deambular de Abuelas por varias sedes prestadas a lo largo de los años, «hasta que apareció la idea de ir a buscar al gobernador. Ni me dejó terminar el pedido que dijo: busquen lo que ustedes necesiten y yo se los voy a conseguir«.

«Ahora tengo el corazón lleno de gratitud y de amor. No tanto por la comodidad del grupo de Abuelas, sino por los chicos que vienen a contar sus tragedias, por los que han vivido de prestado durante muchos años y no pueden absorber en un día este cambio de vida y de identidad«, añadió.

Por su parte, Schiaretti compartió la alegría de que en Córdoba exista «unanimidad y apoyo por parte de todos» para defender los Derechos HumanosY añadió: «Eso significa que la política de defensa de los Derechos Humanos es patrimonio de todos los cordobeses”.